La visita a escondidas de Pedro Sánchez a Alcalá de Henares | Por Javier Villalvilla

"Para Sánchez no hubo acogida vecinal ni baño de masas, ni paseo por las calles de la ciudad. Normal, no está para pasear el sr. Sánchez viendo su gestión, su actitud, sus formas y sus falsas promesas. Y tal cual llegó se fue, con la misma indiferencia hacia la ciudadanía".

Javier Villalvilla, Foto remitida por el PP
  •  Remitida por Javier Villalvilla, secretario general del PP de Alcalá de Henares
Foto de Lorena Loeches

Quizás no lo sepan, normal, lógico, sin ningún anuncio por parte del Ayuntamiento a pesar de que se hizo de manera institucional desde su cargo de presidente de Gobierno y no como secretario general del PSOE, pero Pedro Sánchez estuvo en Alcalá de Henares el pasado jueves 27 de enero. Bueno, exactamente estuvo en el salón de actos de la Junta Municipal de Distrito IV en El Ensanche, porque poco más pisó Alcalá. Eso sí, al menos la cercanía con Alcalá hizo que no tuviera que venir en el Falcon y por la ubicación de esta Junta junto a la A-2 no debió sufrir muchas rotondas.

Bromas aparte, la llegada del presidente del Gobierno prácticamente se mantuvo en silencio en la ciudad, no sea que algún vecino quisiera recordarle aquello de que no dormiría tranquilo con Podemos en el Gobierno, de que nunca pactaría con los herederos de ETA o que nunca reposaría la gobernabilidad en los partidos independentistas. Con este bagaje y bajo el lema #Cumplimos (¡sí!, increíble) vino a hablar de pensiones y de empleo. Normal que, con centenares de asesores, con 22 ministros, uno de ellos como Alberto Garzón apenas sin competencias y con un ministerio creado para hacerle hueco y darle ocupación, eligiera Alcalá de Henares para el evento después de que el último pacto de gobierno PSOE-Ciudadanos en el Ayuntamiento de Alcalá nos deje ahora 18 concejales de gobierno, con un incremento notable del personal de confianza y concejalías creadas en exclusiva para acoger a los nuevos. También se habló en ese encuentro de que habían subido las pensiones para 2022, lo que no sabemos si se dijo que el IPC ha subido mucho más y por tanto los pensionistas han perdido poder adquisitivo. No sabemos si también recalcó que había subido la luz, el gas, la gasolina, la cesta de la compra en general, y los impuestos. Imagino que tampoco diría Sánchez que a los madrileños, y por tanto a los alcalaínos, le quiere subir los impuestos (lo que ellos llaman “armonizar”), los más bajos de España, para contentar a sus amigos y socios de investidura, justo los que odian y desprecian a España y quieren romper con el Estado y nuestro modelo de convivencia.

Y para evitar que algún vecino despistado, se cruzara en el camino de Sánchez, se valló el perímetro de la plaza de la Junta del Distrito de IV; y el coche oficial, el de Pedro Sánchez; no el del alcalde (el que dijo que no tendría), llegó hasta dentro, a apenas unos metros de la puerta. Luego entró al salón de actos, saludaría a los asistentes, muchos de ellos militantes socialistas. Representantes y ex representantes públicos del PSOE copaban la primera fila del acto, para hablar de pensiones con vecinos.

Además del alcalde, 13 de los 18 concejales del macrogobierno de Alcalá recibieron a Sánchez en este acto ‘institucional’, y, excepto uno, todos los concejales de Ciudadanos, la formación fundada por Albert Rivera, el que hasta hace no mucho decía aquello de la Banda de Sánchez. Eran otros tiempos, claro.

Para Sánchez no hubo acogida vecinal ni baño de masas, ni paseo por las calles de la ciudad. Normal, no está para pasear el sr. Sánchez viendo su gestión, su actitud, sus formas y sus falsas promesas. Y tal cual llegó se fue, con la misma indiferencia hacia la ciudadanía. ¡Qué diferencia cuando viene a nuestra ciudad la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso!, que no puede apenas avanzar por la calle de la gente que la para a saludarla y a conocerla en persona. Sánchez y Ayuso, Ayuso y Sánchez, dos políticos diferentes, dos maneras de hacer política. Afortunadamente, los del Partido Popular, tenemos a Díaz Ayuso. Gestión, valor, cercanía y compromiso.

 

¡NUEVO canal en Telegram! Si te ha interesado esta información, únete ahora a nuestro canal de telegram @alcalahoy para estar al tanto de nuestras noticias.

1 Comentario

  1. Apenas informarle Sr. Villalvilla que en una economía de mercado, como la instaurada en el Reino de España, los precios los fijan las empresa privadas, entre ellas Iberdrola, Endesa, Gas Natural, que el precio de la gasolina también la fija el mercado amigo (parafraseando a un importante economista), y en concreto empresas privadas como Repsol (Campsa o Petronor que son la misma) o Cepsa o BP (que suben los precios a la vez). Esto es quizás lo más evidente. En su carta hay muchos puntos que son parciales.

  2. No se puede expresar con mayor educación lo que he sentido al leer el comentario de Javier. Las ídolos (y filias nocturnas) de algunas personas que se dejan entrever en este artículo de opinión son, ciertamente, bizarras.

  3. En la Alemania nazi, después de la guerra, nadie sabía lo que significaba «nazi»; tras el genocidio de Ruanda, ninguna emisora de radio conocía a los que lo promovieron; en EEUU, los asaltantes del Congreso tampoco tenían conocimiento de quién había promovido el ataque; ayer, en Murcia, tampoco sabe nadie quienes eran los inductores… tirar la piedra y esconder la mano, se llama eso. Lo que pasa es que cada vez nos hace falta menos ver la mano para saber quién es el apedreante…por lo pronto, dos añitos más a aguantarse; por lo pronto…y luego, tendrán que estar ustedes, señores de la derecha, a lo que diga la ciudadanía…o intentar algún tipo de asonada violenta y/o militar, en las cuales acreditan una amplia experiencia. Un saludo.

    • En Alemania conocían perfectamente el ideario del Partido Nacional SOCIALISTA y le votaron al igual wue usted conoce quien es Bildu y vota a quien pacta y se mantiene en el Gobierno gracias a ellos. No desvaríe con alucinaciones fantasiosas de piedras y manos que se lanzan y esconden.

Comentar

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.