El Congreso rinde homenaje a Manuel Azaña este martes por el 80 aniversario de su fallecimiento

La presidenta del Congreso, Meritxell Batet, presidirá este martes un acto de homenaje a la figura del político alcalaíno que fuera presidente de la II República, Manuel Azaña, con motivo del 80 aniversario de su fallecimiento.

  • Este martes 3 de noviembre, se cumple el 80 Aniversario del fallecimiento de Manuel Azaña en la ciudad francesa de Montauban, en cuyo cementerio fue enterrado el 5 de noviembre de 1940.

 

El acto, que se celebrará en el Salón de Pasos Perdidos del Palacio del Congreso, comenzará a las 13.00 horas con la intervención de Batet, que fue precisamente la que propuso en la Mesa del Congreso este tributo a Azaña.

A continuación, se proyectará un vídeo que recorre la trayectoria política de Azaña a través de los fondos documentales y patrimoniales del Congreso, y concluirá con la interpretación al piano de una pieza musical.

La Cámara Baja ya tiene en sus dependencias un busto del presidente de la II República que la Fundación que tutela su legado donó en 2011, así como un tondo en la galería de personalidades ilustres.

VOX en contra

Sin embargo, este año ha querido organizar este homenaje por este octogésimo aniversario de su muerte, aunque con el criterio contrario de Vox, que fue el único partido que rechazó la iniciativa de Batet.

Su portavoz en el Congreso, Iván Espinosa de los Monteros, considera «muy inoportuno» que en un momento en el que el Gobierno ataca a la Monarquía, y singularmente al Rey, el Congreso pretenda homenajear a un presidente republicano. «No es más que un ataque a la Corona, alineado con los ataques del Gobierno al Monarca y al sistema del 78», denunció.

Manuel Azaña, el alcalaíno que llegó a Presidente

Un 10 de enero de 1880 nacía en Alcalá de Henares Manuel Azaña, que después sería presidente del Gobierno de la II República.

He comprobado una vez más que vuelvo siempre de Alcalá con los humores revueltos, sobre todo si me asomo a la casa triste”. Así hablaba uno de nuestros vecinos más ilustres tras una visita a su ciudad natal en marzo de 1931.

Era el diputado de las Cortes Generales Manuel Azaña, quien unos días después (14 de abril de 1931) sería nombrado ministro de la guerra y accedería meses más tarde a la presidencia del Gobierno Provisional de la República Española (14 de octubre).

Azaña sería después (1936) el primer y único Presidente español nacido en Alcalá de Henares. Una ciudad que, de la que sin renegar, siempre le provocó tristeza pues, desde su casa de la calle Imagen, le dejó huérfano con apenas 10 años.

Hijo de Esteban Azaña Catarinéu y María Josefina Díaz-Gallo Muguruza. Su padre fue alcalde de la ciudad y, entre otras cosas, fue el impulsor de la instalación de la estatua de Miguel de Cervantes en la plaza principal.

La relación de los Azaña con Alcalá es profundamente estrecha y significativa. El bisabuelo de Manuel fue el encargado, como notario y secretario del Ayuntamiento, de leer a los alcalaínos la Constitución de Cádiz de 1820 tras el pronunciamiento de Riego.

El hermano mayor de Manuel Azaña, Gregorio, fue el responsable  de mantener la casa familiar. Casa que aún hoy sigue perteneciendo a esta saga y habita la sobrina-nieta del ex presidente, María José Navarro. No fue fácil mantenerla pues les fue arrebatada tras la Guerra Civil, convertida en la sede de Falange de Alcalá de Henares, y devuelta por los tribunales entrados ya los años 50.

El 11 de mayo de 1936, Don Manuel Azaña fue elegido por abrumadora mayoría presidente de la República Española. Le tocó vivir como Presidente el momento más duro de nuestro país cuando el 18 de julio se produjo el levantamiento militar que dio origen a la Guerra Civil.

Intentó por todos los medios diplomáticos detener el levantamiento, hablando incluso con los generales sublevados. Pero ni estos ni socialistas, anarcosindicalistas y comunistas estaban dispuestos a dar marcha atrás.

A principios de agosto, al saber que Francia y Gran Bretaña no iban a apoyar a la República con armas, Azaña se convenció de que no habría forma de ganar la guerra. Pero siguió al frente de  la República encargando nuevos gobiernos a varios presidentes del gobierno.

Estuvo viviendo entre Barcelona y Valencia aunque a finales de 1937 se acercó a Madrid para pronunciar un discurso sobre consecuencias calamitosas de la Guerra. Unas consecuencias que comprobó emocionado cuando, al día siguiente, visitó Alcalá de Henares por última vez.

Actúo como Presidente hasta el final hasta el 27 de febrero de 1939 cuando desde la localidad francesa de Collonges envió la carta de dimisión al presidente de las Cortes. Apenas año y medio después, en noviembre de 1940, uno de nuestros más ilustres vecinos fallecía en la ciudad francesa de Montauban.

Este martes 3 de noviembre, se cumple el 80 Aniversario del fallecimiento de Manuel Azaña en la localidad francesa, en cuyo cementerio fue enterrado el 5 de noviembre de 1940, y donde permanece por deseo propio: » Si creéis que mi obra tiene algún valor, que se difunda, pero que mis restos se queden allá donde me hallé la muerte».

 

¡NUEVO canal en Telegram! Si te ha interesado esta información, únete ahora a nuestro canal de telegram @alcalahoy para estar al tanto de nuestras noticias.

Comenta desde tu cuenta de Facebook

Comentar

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.