En libertad con cargos los dos detenidos en el desahucio paralizado en Alcalá

Las dos personas detenidas este lunes en el desahucio a una familia con cuatro hijos, dos de ellos menores, en Alcalá de Henares, han sido puestas en libertad esa misma noche con cargos. Los incidentes comenzaron cuando alguien desde dentro del edificio llamó a los servicios de emergencias. Los sanitarios, al llegar, pidieron ayuda a la policía para acceder al interior y, entonces, tuvo lugar el forcejeo.

Horas antes la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) y el colectivo Stop Desahucios Alcalá de Henares habían pedido su puesta en libertad tras denunciar su detención y “la violencia gratuita de la Policía”, en una concentración que ha tenido lugar en los juzgados de la Plaza de la Paloma. Una petición a la que se ha sumado el grupo municipal Somos Alcalá, quien consideraba que las detenciones “podrían haberse evitado“. Horas después, Izquierda Unida de Alcalá emitía a su vez un comunicado, “como testigos de los hechos“, en los que desmentía la versión policial.

Foto de Pedro Enrique Andarelli

Dos detenidos, seis activistas heridos según las plataformas antidesahucios y siete agentes también, según la policía, es el balance del desahucio finalmente aplazado,  en la calle Vázquez Coronado de Alcalá de Henares. En esta ocasión, la orden afectaba a una familia con cuatro hijos menores con apenas 400 euros de ingresos que había ocupado un piso vacío originalmente de Bankia, aunque  adquirido por un fondo de inversión de los denominados “fondos buitre“.

Foto de Pedro Enrique Andarelli

Lo incidentes  comenzaron cuando alguien desde dentro del edificio llamó a los servicios de emergencias. Los sanitarios, al llegar, pidieron ayuda a la policía para acceder al interior y, entonces, tuvo lugar el forcejeo. Los dos activistas detenidos fueron puestos a disposición judicial y puestos en libertad con cargos en torno a las diez de la noche.

Foto de Pedro Enrique Andarelli

Este era el cuarto desahucio previsto para el mismo día en Alcalá de Henares.  Los otros tres ya se habían paralizado, previamente, desde la Oficina de la Vivienda del ayuntamiento complutense. La concejala del área, Olga García, estuvo presente cuando se llegó a un acuerdo sobre este último que, de ejecutarse, “hubiera sido el primer caso en más de un año”, explica la edil. “En el año 2016 no se ha producido ninguna situación así“.

  • Izquierda Unida Alcalá apoya a los colectivos de vivienda y se solidariza con los detenidos durante la paralización del desahucio de Remedios, Pedro y sus cuatro hijos

Foto de la PAH

Ayer lunes, 16 de enero, la PAH del Corredor del Henares y Stop Desahucios Alcalá paralizaron otro desahucio en Alcalá de Henares, en este caso el de Remedios, Pedro y sus cuatro hijos. Una familia trabajadora, víctima de la crisis del sistema, a la que se la condena a perder el techo bajo el que viven para ser desahuciadas por un fondo buitre, el cual se niega a dejarles permanecer en la vivienda pagando un alquiler social.

Según datos del INE, durante el tercer trimestre de 2016 en España se desahució 87 viviendas cada día. Lo que representa un drama social y humano de envergadura, y una fragante vulneración de los derechos humanos.

Las familias trabajadoras siguen sufriendo el desempleo, el desmantelamiento de la industria que se traslada a otros países, la precarización del empleo, la reducción de salarios… Se sigue careciendo en España de un parque de vivienda pública que pueda amortiguar los desmanes del mercado inmobiliario y financiero. Desde Europa se sacan a relucir las estafas continuas de la banca a la población, caracterizadas por cláusulas abusivas ante las que los sucesivos gobiernos del bipartidismo hacían la vista gorda.

Desde IU Alcalá de Henares felicitamos a la valiente e infatigable labor activista de PAH Corredor del Henares y Stop Desahucios Alcalá, y a los trabajadores de la Oficina de Vivienda del Ayuntamiento. Es necesaria la implicación de las instituciones, pero lo fundamental es la organización en la calle de la gente consciente para denunciar y derribar una legislación hecha a medida de los intereses de la banca y especuladores. Una situación límite que está llevando al suicidio y a la desesperación de muchos trabajadores, y que está haciendo aflorar mafias vinculadas a la vivienda.

Mostramos nuestra solidaridad con los dos detenidos durante la paralización del desahucio de Remedios y Pedro, ya que fuimos testigos de que nada malo hicieron. Denunciamos la violencia injustificada e innecesaria por parte de la policía debida a una pésima dirección del operativo, la cual generó numerosas lesiones, y como testigos presenciales, negamos con rotundidad y con absoluta seguridad que ningún agente fuera resultado herido.

 

 

Comenta desde tu cuenta de Facebook

Compartir

Comentar