5 ejemplos en los que un auditor de cuentas resulta necesario

Aunque a menudo asociamos la labor de un auditor a una situación de presunta irregularidad, lo cierto es que también pueden formar parte de procesos totalmente normales sin que medie ningún indicio de mala praxis.

  • En ocasiones, las auditorías financieras no sólo se encargan de evaluar la situación económica real de una empresa, sino también la hipotética.

El oficio de auditor financiero abarca numerosos campos de la sociedad. Por ello, sus servicios pueden solicitarse desde ámbitos tan diferentes como el empresarial, el sector público o las fundaciones sin ánimo de lucro. En este artículo te mostramos algunos casos concretos en los que será necesario o recomendable realizar una auditoría.

Las cuentas anuales de una empresa

Se trata de una de las solicitudes más habituales que llegan a los grandes despachos de auditores, como AOB Auditores. En algunos casos se trata de una medida obligatoria para, por ejemplo, poder cotizar en bolsa. En otros casos se solicita de manera voluntaria cuando hay indicios de irregularidades o discrepancias sobre dichas cuentas en el seno de la empresa, por ejemplo, entre los socios de una pyme.

Los documentos para solicitar una subvención

Aunque a menudo asociamos la labor de un auditor a una situación de presunta irregularidad, lo cierto es que también pueden formar parte de procesos totalmente normales sin que medie ningún indicio de mala praxis. Por ejemplo, como parte del procedimiento de solicitud de subvenciones, si el organismo convocante así lo especifica en las bases de la convocatoria. Así ocurre, por ejemplo, con el Programa Horizon de la Unión Europea. En este caso, los auditores no sólo revisan el estado financiero del solicitante, sino también la validez de la documentación aportada en cada caso.

Las cuentas de una cooperativa de viviendas

El trabajo de un auditor también entra dentro de la más estricta normalidad en el caso de las cooperativas de viviendas. En ellas, recurrir a una auditoría externa es obligatorio por ley, y con ella se certifica que los fondos aportados por los miembros de dicha cooperativa van dirigidos a los fines estipulados: la construcción de la promoción y al pago de los gastos que lleva aparejada.

El balance de un Ayuntamiento

Las auditorías también son habituales en el terreno político. Especialmente en el ámbito local, es decir, los Ayuntamientos. Éstos se encargan en última instancia de gastar el dinero público en cuestiones tan variadas como el mobiliario urbano o la contratación de festejos populares. Por tanto, pueden surgir discrepancias entre los partidos que gobiernan y los que ejercen la oposición. Y son éstos últimos los que pueden recurrir a los servicios de un auditor de cuentas externo para revisar con lupa hasta el último céntimo del presupuesto. De hecho, a la hora de recurrir a auditores Madrid, Barcelona y otras grandes ciudades encabezan la lista de ejemplos, como podemos ver habitualmente en los medios.

El lucro cesante

En otras palabras: pueden elaborar informes para especificar cuánto ha dejado de ganar una empresa como consecuencia de una determinada situación extraordinaria: unas obras junto a su sede, una prohibición imprevista por parte de las autoridades, etc.

 

 

 

¡NUEVO canal en Telegram! Si te ha interesado esta información, únete ahora a nuestro canal de telegram @alcalahoy para estar al tanto de nuestras noticias.

Comenta desde tu cuenta de Facebook

Comentar

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.