El campo de golf de El Encín bajo la lupa de la Operación Lezo

Al menos seis de los investigados por el juez Eloy Velasco en la Operación Lezo están relacionados con sociedades dedicadas al negocio del golf y empresas que fueron seleccionadas por la Comunidad de Madrid para gestionar y levantar campos para la práctica de este deporte en terrenos públicos. Bajo la lupa del juez se encuentra la construcción y explotación del campo de golf situado en la finca El Encín, en Alcalá de Henares. El Ayuntamiento cambió su planteamiento urbanístico para que Molpeceres pudiera construir e instalar su campo en cuestión en la finca pública. El Encín fue inaugurado en marzo de 2011 por Esperanza Aguirre, entonces presidenta de la Comunidad de Madrid, acompañada de Ignacio González y de Bartolomé González, exalcalde de Alcalá de Henares.

Esperanza Aguirre, entre Joaquín Malpoceres e Ignacio González, ambos investigados en la Operación Lezo, en el año 2011 en la inauguración de campo de golf de El Encín. Efe.

  • Ignacio González se valió de todos sus contactos en la cúpula política de Madrid para mover influencias y beneficiar deliberadamente a empresas a cambio de contraprestaciones económicas.

  • El expresidente de Madrid presumió por teléfono de todos los contactos que tenía a su disposición para remover cualquier obstáculo del camino.
Ignacio González sale hacia la Audiencia Nacional de la comandancia de la Guardia Civil. Santi Burgos

El País  explica como ejemplo cuando usó sus influencias para tratar de llevar más agua al campo de golf que erigió Joaquín Molpeceres, empresario muy respetado en Génova, en Alcalá de Henares, que figura en los papeles de Bárcenas como un padrino del Partido Popular por una suma de 60.000 euros.

Molpeceres solicitó a su influyente amigo una recomendación y que dejara de referirse a ambos como “amiguetes” y conseguir agua para el campo de golf que está a su nombre en una finca pública en Alcalá de Henares, de acuerdo a las pesquisas y grabaciones de la UCO de la Guardia Civil. Sin mayores objeciones, González aceptó la exigencia y se encargó en persona de hacer todos los trámites de rigor. Llamó por teléfono a José María Moreno, jefe de la empresa pública Imidra, y le puso al tanto de la situación con Melpeceres, pidiéndole también que sea lo más discreto posible al momento de ponerse en acción. “Yo no quiero aparecer en ningún lado”, le habría dicho tras halagar a Molpeceres como un “empresario de toda la vida”.

En la misma grabación se escucha a González asegurar que la empresa a cargo del campo de golf se llama Licuas -por cierto también investigada por la Operación Lézo- aunque no está al 100% seguro y duda de que podría ser otra llamada Desprosa. Los investigadores deducen que al decirle una empresa y no la real trata de separarse del espectro de Molpereces a fin de no levantar sospechas en Moreno. La Comunidad ha dicho que ninguno de los proyectos de González tuvo éxito.

Moreno escucha la explicación de cómo prevé construir una depuradora para el campo de golf pero que la misma se quedó congelada por la crisis y que su amigo empresario toma agua “colmatada” de Alcalá y de un río, mas la misma no bastaba para regar el césped del campo. “Vemos cuál es el problema que tiene y en lo que le apodamos ayudar, le ayudaremos“, le dice Moreno. “Yo no me quiero meter, porque basta que lo haga yo para que Cristina Cifuentes piense que es algo malo, que no se entere”. Posteriormente, en otra llamada con Molpeceres hecha el 27 de septiembre del año pasado, el exnúmero dos de Esperanza Aguirre le apunta que ya ha realizado la gestión con Imidira y que Moreno le dará una cita dentro de poco. “Le he dicho que tienes un problema con el agua y que a ver si te puede echar una mano”.

La cita en cuestión se celebró el 7 de octubre de 2016, de acuerdo a las grabaciones que están en manos de la Guardia Civil. A su salida, el empresario le advierte a González que Moreno dio señas de incertidumbre.

 

-“Pero es que este no sabe nada”, zanja González, quien entonces menciona el nombre de Jaime González Taboada, consejero de Medio Ambiente del Gobierno de Cristina Cifuentes, uno de los involucrados en la Operación Púnica tras la confesión de David Marjaliza. De paso, avisa que Moreno le dijo que se trataba de un tema que debía ser discutido precisamente con Taboada.

-Molpeceres: “Llegamos a él” (en relación a si cuenta con contactos para acercarse a Taboada, quien fungió como director general del Gobierno de su interlocutor)

-Ignacio González: Sí llegamos, sí, sí…

-Moplpeceres: “Es que me comentó que tendríamos que hablar con él (Taboada), y pensé, pues ya la hemos jodido. Yo solo le pedí (al director de Imdra) que escriba una carta al presidente de la Confederación del Tajo…”. El empresario le dice que a Imidra le sobran “metros cúbicos” de auga de los que tiene concedidos y que por tanto podría darle unos 40.000 metros cúbicos para el mantenimiento de su dichoso campo.

-González: “Es un tipo estupendo”, le responde.

Tras la aparición de Taboada en esta trama, González muestra un interés posterior por Borja Sarasola, quien fue su consejero de Medio Ambiente, para que éste le ponga en contacto con Mariano González Sáez, que para entonces fungía como director general de Medio Ambiente de la Comunidad, mas este emprendimiento fracasó tras su destitución el último 22 de noviembre. “Quiero hablar con él, pero no quiero ponerle en ningún compromiso”, le dice González a Sarasola.

En una conversación telefónica con su secretaria respecto a esta materia, le avisa de que “no se pueden enterar de que hablo con él”. La Guardia Civil descubrió que González envió documentos a Mariano Sánchez sobre las gestiones con Molpeceres, con todo y que a la larga no sirvió para nada. La secretaria le dijo que había sido removido de su puesto. “Acaban de destituir al de lo papeles que estaba con Taboada”.

El 15 de noviembre último, los dos protagonistas de esta trama tienen otra conversación sobre este t

-Molpeceres: “Tú tienes confianza con este hombre que está ahora un poco en entredicho, este consejero de Medio Ambiente y no sé qué…” (referencia a Taboada)

-Ignacio González: Me debe todo, aunque quizás ahora esté más próximo a la otra (dice primero en referencia a Taboada y luego a Cristina Cifuentes).

Molpeceres: “Crees que le puedo decir que eche una manita y tal, porque es el que puede darme lo del agua”

I.G.: “En un primer momento mantenme al margen… Pero tu tranquilo, está todo controlado… (González agrega que tiene contactos para llegar a Diego San Juan Benito, director general de Medio Ambiente, y le asegura que, de ser necesario, usará su influencia con él también). “A ese, a ese también le conozco, y se puede hacer alguna cosilla con él”.

  • La investigación ha revelado serias irregularidades en la adjudicación de ese campo de golf

Hace 11 años, el Ayuntamiento de Alcalá de Henares cambió su planteamiento urbanístico para que Molpeceres pudiera construir e instalar su campo en cuestión en la finca pública El Elcín. También se acordó adscribir unas parcelas de esa finca al Instituto Madrileño para el Desarrollo (Imade) y al Imidra.

Para 2007, la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio cambió el plan general y la sociedad Alcalá Natura, dependiente de la vicepresidencia del Gobierno de la Comunidad, adjudicó el campo a Desprosa, con 35 años de goce del derecho de superficie, explica El País.

Dos años después, el Canal de Isabel II firmó un convenio con Desprosa para el riego del campo de gol. En ese punto, González ya era presidente del mismo e Ildefonso de Miguel, otro de los pesos pesados envueltos en la Operación Lezo, director general del Canal y uno de los hombres de mayor confianza de González. Se creyó que el agua llegaría desde una depuradora del municipio de Meco, y que Desprosa cubriría los costos de esta canalización.

Para 2010, González se convirtió en presidente de la sociedad pública Alcalá Natura 21, que dependía de su vicepresidencia. Ecologistas presentaron varias denuncias contra el campo de golf en ese mismo año. Aparte, durante la estancia de González la Comunidad dio a Desprosa, presidida precisamente por Molpeceres, un complejo recreativo bautizado como Naturalalcalá, al margen del dichoso campo de golf. Y también se creó Alcalá Natura, una sociedad aparte en la que se invirtieron 799.957 euros.

  • Alcalá Natura fue liquidada en 2013, al tiempo que el Tribunal Supremo se cargaba el nuevo proyecto urbanístico de Alcalá de Henares para la construcción del campo de golf.

El complejo deportivo abrió sus puertas en marzo de 2011 en un acto en el que estuvieron Esperanza Aguirre, a la sazón presidenta de Madrid, Ignacio González y Bartolomé González, alcalde de Alcalá, quien también forma parte del elenco de la Operación Púnica tras haber cobrado, a falta de confirmación, 60.000 euros de la francesa Cofely. González es a día de hoy diputado en la Asamblea de Madrid.

 

publicidad
B- Universidad-Museo
B-Quadernillos-concurso fotos
B-Pedro Valero
Suscríbete a ALCALÁ HOY / Si te ha interesado esta información, suscríbete a ALCALÁ HOY y recibe en tu correo electrónico nuestras últimas noticias

Comenta desde tu cuenta de Facebook

Compartir

Comentar