14 años de cárcel para la mujer que metió a su bebé en un contenedor de basura

El Tribunal Superior de Justicia de Madrid considera en su sentencia que Catalina Díaz es responsable de un delito de asesinato en grado de tentativa, agravado además por ser la madre del bebé al que pocos días después de su nacimiento metió en una bolsa de deporte y la arrojó en un contenedor. Al ser encontrado, según el relato de uno de los agentes, el bebé tenía la piel totalmente transparente y no reaccionaba a ningún estímulo externo. Fue en el Hospital de Alcalá de Henares, cuando se consiguió estabilizarle.

Los dos guardias civiles con el bebé abandonado. COMANDANCIA GUARDIA CIVIL

  • Aunque duante el juicio la mujer declaró sentirse arrepentida, el juez considera que actuó de forma premeditada y que de no ser por los vecinos que escucharon su llanto, el bebé hubiese muerto de asfixia o por algún politraumatismo en el momento en el que se vaciara el contenedor.

  • En la condena, además de la pena de 14 años de cárcel se prohibe a la mujer que se acerque al menor a una distancia inferior a 500 metros

La Audiencia Provincial de Madrid ha condenado a una mujer por abandonar en julio de 2015 a su bebé recién nacido en una bolsa de basura que tiró a un contenedor subterráneo de la localidad madrileña de Mejorada del Campo.

Así consta en una sentencia, a la que ha tenido acceso Europa Press, en la que Sección Primero condena a la mujer por un delito de asesinato en grado de tentativa con el agravante de parentesco.

Catalina Díaz Montenegro, durante el juicio en la Audiencia Provincial santi donaire (Efe)

En el juicio, la condenada mostró su arrepentimiento y afirmó que no fue consciente de la gravedad hasta que estuvo en la cárcel. Dos guardias civiles rescataron al pequeño, que a punto estuvo de morir a no ser por los primeros auxilios que le practicó uno de los agentes.

  • Arrepentida

El 15 de julio de 2015, la condenada cogió a un bebé, al que había dado a luz quince días antes, y lo metió en el interior de una bolsa de deporte junto con varios enseres del niño, lo introdujo todo en el interior de una bolsa de basura negra que anudó y llevó al contenedor de basura de restos orgánicos tipo subterráneo que se hallaba a unos 150 metros de su domicilio, en la Avenida de los Toreros de la localidad de Mejorada del Campo.

Allí arrojó la bolsa de basura negra con el bebé dentro al interior del contenedor, entre más de treinta bolsas con diferentes residuos. Abandonó al recién nacido, a sabiendas de que tal acto entrañaba un peligro concreto para su vida, por lo que venía a aceptar el resultado mortal que podía producirse y que finalmente no tuvo lugar al escuchar un viandante el llanto del bebé.

Esta resolución puede ser recurrida ante la Sala Segunda del Tribunal Supremo, la competente en asuntos penales, en el plazo de cinco días desde su notificación.

 

 

 

publicidad
B- Universidad-Museo
B-Quadernillos-concurso fotos
B-Pedro Valero
Suscríbete a ALCALÁ HOY / Si te ha interesado esta información, suscríbete a ALCALÁ HOY y recibe en tu correo electrónico nuestras últimas noticias

Comenta desde tu cuenta de Facebook

Compartir

Comentar